viernes, 4 de mayo de 2012

ojos de elefante, ojos de budha



Medita con los ojos abiertos, relajados (ojos de elefante) haz bajar la mirada hasta que sientas una tensión en los ojos, justo hasta ahí, porque si sigues bajando, el cuerpo regulará esa tensión haciéndote bajar la cabeza, esto viene a ser unos 45 grados, aproximadamente un metro por delante de ti, mirando sin mirar (posando la mirada).
Me atrevo a hablar sobre meditar con los ojos abiertos o cerrados porque esta es una de las instrucciones que se me han hecho más difíciles de realizar y todavía estoy en ello.



Una vez le pregunté a un maestro por este tema y el me contestó que era algo que debía estudiar por mi mismo y en mi mismo.
Así pues le he dado muchas vueltas.

A nivel físico he comprobado que me es mas fácil mantener los ojos abiertos con luz tenue y quitándome las gafas (soy hipermétrope).

A nivel mental la cosa se complica.
Durante un tiempo medité con mucho dolor en las piernas, supongo que cerraba los ojos e incluso aveces los apretaba para que desapareciera el dolor.

Durante un tiempo medité porque en ese momento nadie me tocaba las narices, por lo tanto creo que ahí cerraba los ojos porque me molestaba la gente.

Cuando estaba cansado los cerraba simplemente para dormir.

Más tarde observé que cuando cerraba los ojos mi mente se disparaba, o sea utilizaba los pensamientos para escapar del Dojo. Recuerdo que en mi niñez cuando tenia miedo, o ante un peligro desconocido, mi reacción natural era cerrar los ojos, seria cobardía o la extraña creencia de que lo que no veo no me puede dañar, en el fondo era una huida, así que estaba repitiendo el mismo esquema una y otra vez.

Pero zazen no escapa de la realidad, zazen ve las cosas tal y como son, zazen va al corazón de la realidad, además zazen es muy terco, mucho mas terco que yo, así que sé que debo abrir los ojos para dejar que zazen haga zazen.

Toni


4 comentarios:

gorka dijo...

No creo en reglas estrictas para "zazen" Toni...

En este cuerpo-mente zazen se practica cuando se siente la llamada, con los ojos cerrados, la espalda apoyada en un sofá y la mano izquierda debajo de la derecha... ya ves tu... O paseando o conduciendo en el coche... o jugando con mi hijo...

Lo que si que creo es que zazen va al corazón de la realidad...

Un fuerte abrazo!

Comando Dharma dijo...

Gracias Gorka por tu comentario.
Creo que debo puntualizar lo que he podido observar a traves de mi práctica.
Para mí es una cuestión de estudiar mi mente, y el tener que trabajar una forma concreta, hace que pueda observar como se disparen mis tics emocionales y de comportamiento, poder reconocerlos y ver de que material están hechos.

Este es uno de los muchísimos aspectos en los que me ha trabajado zazén desde el principio de mi práctica.
No es cuestión de reglas fijas, sino de "formas" a trabajar.

Particularmente,y aunque respeto profundamente tu punto de vista, en la practica de Shikantaza(meditación sentada), cada detalle de la postura tiene unas repercusiones a nivel físico, de percepción del dentro/fuera, hormonal, quimico, sobre el fluir de las energias que no podemos despreciar en nombre de una mal entendida libertad.

Toni.

6Q dijo...

Pues a mí me parece muy interesante el comentario de Toni, la observación de los detalles de la postura y sus posteriores reacciones naturales (físicas internas, externas, dolor, energéticas etc. etc.) así como la aceptación de estas últimas, es un trabajo nada despreciable y extremadamente ligado a la cultura japonesa y Oriental en general.
Después, si!!! Conduzco, paseo, cago consciente aquí y ahora, pero para mí, la forma, la Kata, es una herramienta indispensable en mi camino.
Durante el sueño, las almas de los hombres se funden, se entremezclan. En la vigilia, los cuerpos se despiertan y se animan.
Zhuang Zi

gorka dijo...

Gracias Toni,

También hablaba desde el punto de vista de este cuerpo-mente. Y por supuesto, respeto muy mucho cualquier punto de vista que conduce a la visión de Eso por Eso.

En este cuerpo-mente se intentó en su día -a nivel individual ya que nunca he realizado meditación en grupo- probar shikantaza en el suelo, con un "zafú" o algo parecido, con los ojos como se comenta en la entrada, etc, etc... y no funcionaba... Tal vez faltaba disciplina puede ser...
Solo quiero decir que está muy bien -al principio- tener una base, una forma de trabajar, para que la mente se vaya calmando, pero que luego cada instrumento encuentra su camino...

Nunca estaré en contra de los "ojos de elefante" y de que te duelan las rodillas... todo lo contrario... para mi fue un muy buen comienzo, pero solo digo que pueden haber otros caminos para cada cuerpo-mente

Un fuerte abrazo!